Cómo influye la lactancia en los dientes del bebé

Cómo influye la lactancia en los dientes del bebé
22 Feb 2019

Cómo influye la lactancia en los dientes del bebé

Es bastante conocido el hecho de que la leche materna es el alimento más completo y beneficioso para el desarrollo de un bebé. Entre las ventajas que supone para el crecimiento, encontramos su aporte nutritivo, incluyendo las vitaminas, las proteínas y las grasas que necesarias para que crezcan sanos y fuertes.

Pero la lactancia tiene también otra importante ventaja, y es que proporciona gran cantidad de defensas e incluso estimula el propio desarrollo del sistema inmunológico del bebé.

Hoy, en nuestro blog, vamos a prestar un interés especial a las consecuencias que tiene dar el pecho en el desarrollo de los dientes y la salud bucodental de los niños.

  • Favorece el adecuado desarrollo de la mandíbula. Gracias al movimiento necesario para la succión, se refuerzan los músculos de la mandíbula del bebé y ésta va avanzando hasta su posición correcta. Esto suele alcanzarse a los 8 meses de edad.
  • Ayuda al correcto alineamiento de los dientes, especialmente los maxilares, propiciando que crezcan con espacio suficiente para que quepan el resto de los piezas dentales en el futuro.

Además, una mandíbula y unos dientes bien formados también facilita la deglución, la digestión y la respiración del bebé y favorece el proceso de empezar a hablar.

  • A pesar de lo que suele pensar, no favorece la caries. De hecho, la caries no suele tener una sola causa. La lactancia materna sólo podría considerarse como un factor de riesgo para la caries si va asociada a una mala higiene bucodental.

Higiene oral en bebés

La higiene oral es también muy importante en los bebés, aunque aún no le hayan salido sus primeros dientes. Para cuidar de sus salud, basta con frotar sus encías suavemente con un paño húmedo o con un dedal de silicona tras cada toma y especialmente antes de llevarlo a dormir.

Cuando le salgan los primeros dientes (habitualmente los molares) es recomendable comenzar a utilizar el cepillo dientes y hacerlo tres veces días, como el caso de los adultos.

No queremos dejar de recordarte que la prevención es la mejor de las medicinas. Por eso, desde Clínicas PCM te recomendamos que, aunque no detectes nada extraño en el desarrollo bucodental de tu bebé, acudas con él al dentista para que compruebe que todo está como debe antes de que salgan los primeros dientes de leche (entre los 6 y ocho meses de edad). De esta manera, podrás prevenir posibles problemas en la salud dental de tu hijo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *