24 Sep 2020

¿Por qué salen llagas en la boca?

Seguro que has sufrido más de una vez molestias provocadas por aftas bucales, también así conocidas de manera más técnica. Pero, ¿Sabes por qué se producen las llagas en la boca? Sigue leyendo y te lo contamos.

Qué es una llaga o afta bucal

Las llagas bucales o aftas son pequeñas heridas que aparecen dentro de la boca. Las de la lengua o del interior de las mejillas son las más comunes, pero también pueden salir en la zona más blanda del paladar e incluso en la base de las encías.

Estas llagas son una especie de úlceras que suelen tener forma redondeada y un tamaño muy pequeño (entre los 3 y los 8 milímetros). Aunque el dolor que causan es bastante soportable, suelen ser muy molestas y afectar bastante a la calidad de vida de la persona que las sufre debido a que interfieren en actividades cotidianas como beber, comer y hablar.

Causas de la aparición de llagas en la boca

Aunque en la mayoría de las ocasiones es difícil establecer una causa concreta que haya provocado el desarrollo de estas aftas o llagas en la boca, a continuación vamos a describir algunos de los posibles motivos:

  • La predisposición genética es una de las causas más frecuentes, siendo habitual que personas de la misma familia soporten las molestas aftas bucales.
  • Una respuesta inmunológica. A veces las llagas surgen como síntoma de una infección viral, no necesariamente en la boca.
  • Consecuencia de un golpe. Cualquier tipo de traumatismo puede dañar las mucosas de la boca y provocar la aparición de llagas. También los propios mordiscos a uno mismo y a alimentos muy duros pueden dañar las mejillas, la lengua y el paladar.
  • Durante el tratamiento de ortodoncia, debido al roce del aparato con algunas zonas blandas.
  • El estrés también puede bajarnos las defensas o hacer que nos mordamos el interior de los carrillos.
  • Los cambios hormonales, mayoritariamente en las mujeres, también pueden estar detrás de la aparición de llagas en la boca.
  • Enfermedades concretas como la estomatitis aftosa recurrente o la enfermedad de Behçet, que afectan directamente a las mucosas. 
  • Un cepillado demasiado agresivo también puede lacerar el interior de la boca y causar que surjan llagas.
  • Una dieta pobre en vitaminas y minerales puede tener como consecuencia que salgan llagas en la boca, sobre todo la falta de hierro, ácido fólico y vitamina B12.

Leave a Reply