Todo lo que tienes que saber sobre las úlceras bucales
23 Jul 2021

Todo lo que tienes que saber sobre las úlceras bucales

Las úlceras bucales, también conocidas como aftas, son unas llagas que aparecen en el interior de la boca y que resultan molestas y dolorosas. Comer, hablar o lavarse los dientes puede convertirse en una actividad muy incómoda para quienes la sufren. A pesar de ser una patología muy frecuente entre las personas, en la mayoría de los casos no son graves y suelen curarse solas en una o dos semanas.

Por qué aparecen las úlceras bucales

Existen varios desencadenantes que provocan su aparición. Algunos de ellos son:

  • Lesión bucal. En su mayoría la sufren personas con ortodoncia de brackets o con prótesis dentales.
  • Mordeduras en la lengua o en el interior de la mejilla.
  • Tener las defensas bajas provocado por una gripe o durante la menstruación.
  • Falta de vitamina B y C.
  • Padecer una enfermedad autoinmune.
  • Comer alimentos con acidez alta.

Tipos de úlceras bucales

Principalmente podemos distinguir entre tres tipos:

  1. Úlceras mayores. Su forma es irregular. Penetran con profundidad en el tejido de la boca, causando dolor. Pueden permanecer activas varias semanas, e incluso meses, al desaparecer dejan cicatriz. Suelen encontrarse en labios, lengua, paladar e interior de las mejillas.
  2. Úlceras menores. De forma ovalada o redonda, su diámetro no supera los 10 mm. Son menos graves que las anteriores, causando molestias más leves, y desaparecen por sí solas en una semana. Suelen estar en los bordes de la lengua, interior de labios y mejillas.
  3. Úlceras herpetiformes. Se trata de un conjunto de múltiples lesiones en la boca. Varias llagas de distintos tamaños que, al unirse, dan lugar a un úlcera mayor con aspecto de herpes (de ahí su nombre). Esta afección suele repetirse en el tiempo, apareciendo de forma continuada en las personas que la padecen.

Cómo curar las úlceras bucales

Como hemos dicho anteriormente, en la mayoría de los casos las llagas en la boca no suponen un problema grave y desaparecen solas en días o semanas, cuando el tejido de la zona afectada se regenera por sí solo. Sin embargo, sí existen una serie de fármacos que pueden ayudar a aliviar el dolor y a hacer que la herida cicatrice antes.
Se trata de cremas o pomadas que se pueden encontrar en las farmacias y que deberemos aplicar varias veces al día sobre las llagas.
Una de las formas de prevenir su aparición es una correcta higiene bucodental. Visítanos y realizaremos una revisión dental para asegurarnos de que todo va bien. ¡Te esperamos!

Leave a Reply