Xerostomía: qué es y cómo tratarla
09 Jul 2021

Xerostomía: qué es y cómo tratarla

La xerostomía, comúnmente llamada sequedad bucal, se origina cuando las glándulas salivales no son capaces de producir la saliva suficiente que la boca necesita para realizar acciones básicas como hablar, masticar o tragar.
Esta afección puede resultar también muy perjudicial para la salud bucodental, ya que la saliva es la responsable de realizar acciones beneficiosas para la boca. Además de proteger a dientes y encías, regula el ph de la boca, elimina bacterias y microorganismos y dificulta la aparición de caries, entre otras muchas.

Causas de la xerostomía

Según datos estadísticos, alrededor del 20% de la población sufre esta patología que afecta, sobre todo, a personas mayores de 50 años, en su mayoría mujeres. ¿Cuáles son las causas de la sequedad bucal?

  • Consumo de alcohol y tabaco.
  • Algunos medicamentos como antidepresivos, antiinflamatorios o relajantes musculares.
  • Tratamientos contra el cáncer como la quimioterapia.
  • Enfermedades autoinmunes.
  • Estrés y ansiedad.
  • Diabetes.

Síntomas de la xerostomía

Como cualquier otra patología, los pacientes que sufren xerostomía suelen presentar una serie de síntomas que ayudan a identificarla. Algunos de ellos son:

  • Saliva viscosa.
  • Boca seca.
  • Sed.
  • Halitosis.
  • Dificultad para hablar.
  • Cambio en el sabor de los alimentos.
  • Aparición de caries y enfermedades periodontales como gingivitis.
  • Dificultad al masticar y tragar.

Cómo tratar la xerostomía

En primer lugar, lo más importante es acudir al dentista para que sea el personal experto quien detecte la causa y determine si la xerostomía es de carácter reversible o irreversible. En función de ello el tratamiento a seguir será distinto.
En algunas ocasiones basta con utilizar sustitutos salivales como geles humectantes y colutorios que, además de estimular la creación de saliva, ayudan a evitar las caries. Mientras que, en otros casos, es necesario recurrir a medicación.

De forma general, hay una serie de pautas y consejos que se pueden seguir para corregir el problema de falta de salivación:

  • Higiene bucodental adecuada, cepillando los dientes tres veces al día.
  • Beber mucha agua.
  • Evitar el consumo de bebidas con cafeína.
  • Estimular la creación de saliva masticando chicle sin azúcar.
  • Consumir alimentos que mejoran la producción de saliva como frutas ricas en agua.
  • Evitar comidas con mucha grasa y sal.

¿Has notado algunos de esos síntomas? Si tienes esta o cualquier otra duda relacionada con tu salud bucodental ven a vernos. Nuestro equipo de expertos te ayudará a encontrar el tratamiento más adecuado para ti. Estamos en Córdoba, calle Antonio Maura 16.

Leave a Reply